Cada vez compramos más por Internet pero ¿lo hacemos de forma segura?

La manera en la que utilizamos Internet ha cambiado mucho en los últimos años. Nada tiene que ver las velocidades de nuestras conexiones hoy que hace 10 años. Esto también ha ayudado que surjan diferentes plataformas y servicios. Pero si hay algo que hacemos mucho los españoles (y cada vez más) es comprar por Internet. Nos hacemos eco de un informe que muestra que hoy compramos mucho más por la red que hace solo 12 meses. Sin embargo, ¿lo hacemos correctamente? ¿De forma segura? En este artículo vamos a dar algunos consejos.

La importancia de comprar seguros online

Este informe ha sido realizado por EmppathyBroker. Indica que, según su estudio, el 80% de los españoles admiten que hoy compran más por Internet que hace un año. Además, el 29% reconoce que compra mínimo una vez al mes e incluso un 22% una vez por semana. La franja de edad entre los 16 y 34 años es la más compradora por Internet.

En este aspecto los españoles han perdido el miedo. Si miramos hace unos años la tasa de compras online era mucho más inferior. Además, se reducía a gente joven. Hoy en día todo esto ha cambiado y cada vez son más los usuarios que compran regularmente desde su casa.

Comprar con seguridad en la red

Cómo comprar de manera segura por Internet

Comprar por Internet es muy sencillo. Podemos encontrar muchas páginas y plataformas donde hacerlo. También la manera en la que pagamos es muy variada. Normalmente utilizamos para ello nuestra tarjeta bancaria, pero hay otras plataformas como PayPal, por ejemplo.

Es importante comprar siempre en páginas oficiales y que inspiren confianza. Nunca hacerlo, por ejemplo, en servicios que no utilicen HTTPS. De esta manera nos aseguramos que nuestras credenciales van cifradas.

Hay que evitar a toda costa páginas de baja reputación, que no tengan información de su procedencia. También hay que ver posibles comentarios de usuarios o incluso puntuaciones que dejan.

Si utilizamos plataformas como PayPal para comprar, es importante contar con contraseñas fuertes. De esta manera evitamos que algún intruso pueda utilizarla.

Por otra parte, hay que tener cuidado con las redes donde nos conectamos para comprar. Especialmente aquellas redes Wi-Fi públicas de aeropuertos o centros comerciales, por ejemplo. Es importante evitar introducir cuentas sensibles en estos casos y, de ser necesario, utilizar una VPN.

Por último, es clave tener cuidado con el phishing. En ocasiones recibimos correos electrónicos que nos indican que pongamos nuestras credenciales urgentemente. También incluso nos ofrecen productos muy baratos y nos piden que pongamos nuestra cuenta de alguna página importante de compras. Esto es lo que se conoce como phishing y los ciberdelincuentes buscan hacerse con nuestros datos.